EN OTOÑO: ¡ALARGA LA VIDA DE TU TERRAZA!

¡Bienvenidos al otoño! Poco a poco se va terminando el buen tiempo, y nos vemos obligados a despedirnos de pasar días y noches de verano en nuestra terraza. Resolución de temporada: aprovechar también en otoño los espacios exteriores. Te contamos cómo.

CUIDADOS PARA LA MADERA

La madera natural a la intemperie requiere una aplicación periódica de aceites que penetren en profundidad y creen una barrera protectora que le ayudará a repeler el agua y la suciedad, a la vez que le aporta brillo. Los expertos aconsejan hacerlo una vez antes del verano y otra después de éste, para proteger la superficie del frío y la lluvia, que pueden agrietar y agrisar la madera.

Algunos de ellos son específicos para el tipo de madera de tu mueble, otros son más genéricos y ofrecen distintas opciones: unos con acabado barnizado, otros que penetran en la madera y la protegen sin aportarle efecto barniz, y otros con propiedades hidrófugas, que repelen el agua.

CONTRA EL FRÍO: CALEFACCIÓN

Si tienes calefacción en casa, ¿por qué no en la terraza? Ideales para disfrutar del exterior durante todo el año, las estufas de gas para terrazas se encuentran ya a precios asequibles, ocupan poco espacio y ofrecen un óptimo confort incluso durante los días más fríos.

Y, si buscas una alternativa más decorativa, decídete por una chimenea concebida especialmente para su uso al aire libre que, a una temperatura agradable, añaden la calidez y fascinación que producen las llamas.

MUEBLES COMO EL PRIMER DÍA

Proteger los muebles de jardín con fundas es un buen hábito aunque no es menos cierto que tener que sacarlos y guardarlos cada vez que queramos usarlos no fomenta el uso de la terraza en otoño. Quizás es el momento de sustituirlos por unos de materiales sintéticos, como las resinas o las fibras artificiales que imitan el mimbre o el ratán, o incluso los de aluminio, que son muy resistentes y no requieren ningún tipo de mantenimiento, al contrario de lo que sucede con los de madera o los de forja. Eso sí, sea cual sea la elección, procura que estén siempre a cubierto para que se conserven perfectos más tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *